Yo no quiero

Yo quiero que sufras lo que yo sufro y aprenderé a rezar para logralo.
J. M. Fonollosa

Yo no quiero que sufras
lo que yo sufro.
Yo quiero que sufras
más.
Yo te quiero más roto
que yo.
Más desguazado
que yo.
Yo quiero que el dolor
te destroce el esternón.
Que tengas que luchar
a todas horas
por sobrevivir sin ganas.
Que no soportes
ser el hombre más miserable
del mundo
por quererme a tu lado.

Yo ya lo sufro.

No quiero que me odies.
Odiando se hace más fácil
la ausencia.

Yo quiero que sufras
lo que yo sufro.
Yo quiero que te asfixies con tu llanto,
que no encuentres paz
en ningún sitio.
Que no soportes el peso
de tu cuerpo
sin mis dedos.
Yo quiero que el miedo
no te deje dormir,
como un dolor insomne.

Yo ya lo sufro.

Yo quiero que sufras
lo que yo sufro.
Yo quiero que vengas,
rogando en silencio,
muerto de miedo, inseguro,
que vuelva contigo.
Que sin mí, tus días
son estertores.
Como mi pésame diario.

Dime que sufres lo que yo sufro.

Y dímelo llorando.



de Eva Vaz.


Leyendo a Fonollosa recordé lo mucho que me había gustado este poema.

2 comentarios:

elbronson | 15 de noviembre de 2007, 0:18

Me ha recordado a un micropoema de Ajo que dice:

Al principio me dieron
muchas ganas de llorar,
pero se me pasaron
y me entraron las mismas ganas
pero de que llorases tú.


Saludos, pequeña :*

El NeuroTransmisor | 19 de noviembre de 2007, 15:26

jajajaja me ha dado risa leer estos poemas porque estoy sintiendo lo mismo y no quiero ser el primero en pisar el palito. :-(