1 comentarios:

pirelli | 22 de junio de 2007, 1:10

Yo, la verdá, si mi madre me lamiera y a mí me temblase el rabo, me preocuparía.