Un poema de David Eloy Rodríguez

COMO LA MARIPOSA POSADA EN LA ALAMBRADA,
INDIFERENTE A LA NOCIÓN DE MUERTE

El instante que media
entre una pregunta y su respuesta,
ese segundo de vacilación
propiedad de lo aún no concebido,
ese intervalo de vacío
en que respiran codiciosas,
como animales fabulosos y sin rostro,
las posibilidades.


de Asombros [colección Carne y Sueño] César Sastre Editor, 2006.

3 comentarios:

Anónimo | 20 de octubre de 2008, 4:27

http://zaragota.blogia.com/2008/102001-la-semana-de-la-ciudad-en-llamas-lunes.php

para abrir boca
nos vemos en nada
muak
o.

El flaco de Turón | 20 de octubre de 2008, 6:40

Ya hay ganas de quemar la ciudad, el miércoles a las 19:00 estaré ahí -y de noche también, claro ;)-

Tengo una sorpresa para ti...

M | 20 de octubre de 2008, 11:14

Por dioh, mira que me gusta ese poema desde que hace ya no sé cuánto que lo leí por primera vez.

¿Qué tal estás, Sofía?